Observatorio de la Democracia Local (ODL)

El Observatorio de la Democracia Local se asimila a un “observatorio ciudadano” de las politicas públicas. Es preciso asociarlo a un medio para ejercer ciudadanía activa, via la observación crítica y el análisis de las políticas públicas, como método de control social, de que si la toma de decisión estan en adecuación con las necesidades de la población. El Estado requiere de actuar con y para la población, por lo que se requiere mejorar las prácticas y que desde la ciudadania se oriente para la toma de decisión.

El Observatorio de la Democracia Local es un espacio y un mecanismo orientado a observar, investigar, analizar, evaluar y difundir prácticas locales de fomento de la democracia, la transparencia y el desarrollo local, en los municipios dominicanos.

Pensado más allá de un proyecto, desde una visión a largo plazo, el Observatorio de la Democracia Local se fundamenta a partir de los procesos de participación cívica y ciudadana en marcha en la Región Norte del país desde ya varios años con el propósito de medir los cambios que se hacen en los municipios dominicanos y contribuir a fomentar gestiones municipales portadoras de bienestar real y desarrollo humano para todos/as.

El Observatorio de la Democracia Local paso a concretarse en 2007/2008 en termino de priorización de enfoques y a nivel organizativo, con ejercicios de observación ciudadano en 2009/2010 en 9 municipios de la provincia Santiago. A partir de las lecciones aprendidas de este primer ejercicio se actualizó la metodología, para ser aplicada tanto a Ayuntamientos como a otras administraciones públicas centrales o desconcentradas en la región.

Misión

Promover gestiones públicas basadas en la transparencia, la participación ciudadana, la igualdad y estándares de calidad del servicio público, para alcanzar el desarrollo humano sostenible de las comunidades en los municipios dominicanos.

Objetivos

Los principales objetivos del Observatorio de la Democracia Local son los siguientes:

  1. Observar, investigar, analizar y evaluar las prácticas locales de fomento de la democracia, transparencia y el desarrollo local, humano y sostenible.
  2. Difundir las prácticas locales de fomento de la democracia, transparencia y el desarrollo local, humano y sostenible.
  3. Propiciar el dialogo entre los actores de la vida local y evaluaciones sobre los procesos en marcha, buscando la mejoría de las prácticas a favor de un desarrollo humano sostenible en los municipios dominicanos.

¿Donde?

El campo territorial de actuación del Observatorio de la Democracia Local es originalmente el municipal (Municipios y Distritos Municipales), aunque en el 2012 se realizó observación ciudadana a otras administraciones públicas.

La primera fase de aplicación se concentró en 10 municipios, siendo los 9 que conforman la Provincia de Santiago y el de Altamira (Provincia de Puerto Plata).

Municipios de aplicación de las labores del ODL en la primera fase (2009-2011):

  1. Santiago de los Caballeros
  2. Villa González
  3. Navarrete
  4. San José de las Matas
  5. Jánico
  6. Sabana Iglesia
  7. Puñal
  8. Licey
  9. Tamboril
  10. Altamira

Municipios de aplicación de las labores del ODL en la segunda fase (2012):

  1. Santiago de los Caballeros
  2. Villa González
  3. Navarrete
  4. San José de las Matas
  5. Jánico
  6. Sabana Iglesia
  7. Puñal
  8. Licey
  9. Tamboril

Otras administraciones públicas objeto de observación ciudadana en 2012:

  1. Instituto del Tabaco (INTABACO)
  2. Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santiago (CORAASAN)
  3. Plan de Asistencia Social de la Presidencia

Funcionamiento y metodología

De acuerdo a los objetivos propuestos se definieron en la primera fase (2008/2009) siete (7) componentes de observación para los Ayuntamientos:

  1. Transparencia municipal
  2. Participación ciudadana
  3. Presupuesto Municipal Participativo (PMP)
  4. Políticas sociales
  5. Género
  6. Gestión territorial
  7. Planificación estratégica municipal

Este año 2012, en el marco del Proyecto Participando para una Gestión Pública Transparente y de Calidad que coordina la Fundación Solidaridad y que cuenta con el financiamiento de la Unión Europea, 59 observadores y observadoras municipales y unas 15 organizaciones sociales desarrollaron el monitoreo y observación a 12 administraciones públicas con sede en la Provincia Santiago, entre ellas los 9 Ayuntamientos. La coordinación del proceso de observación ciudadana se realizó mediante el Curso Ciudadanía y Administración Publica (CIAP), el cual se desarrolló entre los meses de enero y octubre 2012.

En esa ocasión se ha actualizado la metodología para la observación ciudadana de las administraciones públicas, con la finalidad de garantizar la objetividad del ejercicio ciudadano y la efectividad de las labores de incidencia y diálogo entre la ciudadanía y las administraciones públicas objeto de observación.

La misma, amparada en el marco legal dominicano, permite a la ciudadanía organizada monitorear y evaluar el accionar de las administraciones públicas mediante el análisis de información pública y la medición de un conjunto de indicadores objetivos y verificables, ejerciendo así, de una manera objetiva, el derecho de emitir opinión acerca de los resultados encontrados, y estar en capacidad de entablar con las autoridades y funcionarios/as públicos un diálogo propositivo para mejorar la gestión pública así como su impacto en la población.

Debido a que la observación ciudadana de las administraciones públicas puede ser tan amplia y abarcar tantos temas y enfoques, se requiere proceder a precisiones para realizar este ejercicio. Los enfoques que se han considerado en esta metodología para seleccionar los componentes de observación son los siguientes:

  • Enfoque de derechos ciudadanos, relacionado con el nivel de satisfacción de las necesidades de la ciudadanía por parte del Estado y de tratamiento especial para las personas más vulnerables.
  • Enfoque de intervención del Estado a través de las políticas públicas, haciendo énfasis en los servicios sociales.
  • Enfoque municipal, partiendo de la idea de que el ayuntamiento representa el nivel de gobierno más adecuado para darle solución a las problemáticas sociales.

También se consideraron las lecciones aprendidas en experiencias ciudadanas del Observatorio de la Democracia Local realizadas en los períodos 2009 y 2010 en 9 municipios de la provincia Santiago con el apoyo de la Fundación Solidaridad.

Asimismo, para la observación ciudadana de administraciones públicas, se seleccionaron tres componentes para enfocar los ejercicios: gestión municipal, transparencia y oferta de servicios. En el caso de los Ayuntamientos, la observación se dirigió hacia la gestión municipal en los subcomponentes de:

  1. Participación ciudadana
  2. Transparencia
  3. Género
  4. Políticas sociales
  5. Obras y servicios

Para los fines de esta metodología, la gestión municipal se define como el desempeño del gobierno local y sus resultados en beneficio de la ciudadanía, de conformidad con el artículo 2 de la Ley 176-07 del Distrito Nacional y los Municipios, que afirma que “el ayuntamiento constituye la entidad político-administrativa básica del Estado dominicano, que se encuentra asentada en un territorio que le es propio”, y cuya responsabilidad principal consiste en “garantizar el desarrollo sostenible de sus habitantes”.

Para medir el alcance de este objetivo que la Ley 176-07 confiere a los ayuntamientos, se consideraron aspectos del marco jurídico así como de las leyes 200-04 de Libre Acceso a la Información Pública, y 340-06 de Compras y Contrataciones de Bienes, Servicios, Obras y Concesiones.

Se definieron los 5 subcomponentes como tales:

1) Participación ciudadana: uno de los principios orientadores de la Ley 176-07 del Distrito Nacional y los Municipios, establecido como un deber de los ayuntamientos en el cumplimiento de sus competencias.

2) Transparencia: uno de los principios de la Ley 176-07 del Distrito Nacional y los Municipios, determinando que el ejercicio de las competencias e iniciativas de los ayuntamientos debe ser de pleno conocimiento de la ciudadanía. Este subcomponente considera además criterios de medición derivados de la Ley 200-04 de Libre Acceso a la Información Pública, que norma la disponibilidad de la información para toda la ciudadanía.

3) Género: uno de los principios orientadores de Ley 176-07 del Distrito Nacional y los municipios, este subcomponente de observación busca medir el grado de equidad e igualdad entre los hombres y las mujeres en el acceso a oportunidades, así como la existencia y/o implementación de una política municipal alineada con estos fines.

4) Políticas sociales: directrices que define el gobierno local para orientar sus actuaciones hacia el bienestar social de la población, con criterios de equidad, eficacia, eficiencia. Las políticas sociales municipales no son exclusivamente apoyos coyunturales de carácter asistencialista tales como la entrega de canastillas, de hojas de zinc y ataúdes, el pago de recetas médicas, etc.; sino que se presentan como un reto de reducción gradual de este tipo de prácticas para promover la implementación de acciones que generen mayor impacto social.

5) Obras y servicios: identificación del grado de cumplimiento de algunos parámetros esenciales de transparencia y justa gestión de los procesos de contratación de obras y servicios municipales normados por la Ley 340-06 sobre Compras y Contrataciones de Bienes, Servicios, Obras y Concesiones.

La primera aplicación permite definir el estado de situación (línea base) de los 9 Ayuntamientos de la Provincia Santiago, INTABACO, CORAASAN, Plan Social, es decir que se realiza una medición del estado de situación del administración pública al momento del primer ejercicio de observación (marzo – julio 2012), en lo que se refiere a la oferta de servicios, a la transparencia o en lo que se refiere a la gestión municipal en su conjunto si se trata de un Ayuntamiento o de una Junta de Distrito Municipal (aun no aplicado).

El instrumento de medición usado contiene los elementos siguientes:

  • Indicador: medida específica, clara y verificable que permite evaluar y monitorear el desempeño de la administración pública en un aspecto específico del cumplimiento de su misión, basados en una información clave. En esta metodología se ha contemplado la calificación de cien puntos (100 puntos) como el valor máximo total para cada indicador.
  • Criterios: valoración de algunos aspectos que permiten caracterizar la información que se quiere medir. Corresponden a posibles resultados o afirmaciones a los que se puede llegar a partir de la información clave necesaria para evidenciar la medición del indicador. Es una valoración de los aspectos claves que busca medirse con el indicador, permitiendo caracterizar la información que verificable en base a la cual medimos.
  • Puntuación: puntos que se atribuyen de acuerdo a la valoración dada a cada criterio. A cada valoración corresponde una puntuación. Esta metodología contempla indicadores de posible repuesta múltiple, en la que, la puntuación total del indicador es equivalente a la suma de la puntuación asignada a cada criterio de medición escogido como resultado; e indicadores de respuesta única, cuya puntuación será equivalente a la asignada al criterio elegido como resultado de la medición.
  • Medios de verificación utilizados: soportes que sirven de prueba y sustento a la valoración dada y al/los criterio/s seleccionado/s, y están compuestos por todas aquellas informaciones y documentaciones utilizadas para medir de forma objetiva cada indicador y para seleccionar el/los criterio/s correspondiente como respuesta.

El componente “gestión municipal” está conformado por un total de 28 indicadores, los cuáles se presentan a continuación por subcomponentes, los siguientes:

  1. Participación ciudadana
  2. Transparencia
  3. Género
  4. Políticas sociales
  5. Obras y servicios

 

La metodología ha sido aplicada por los/as observadores/as municipales y en el mismo tiempo haciéndose algunos reajustes. Acceso a metodología detallada. Próximamente se publicara la versión final de la misma, a partir de la cual se seguiran las observaciones y mediciones desde el 2013.